SERPIENTE DE TRAPO

¡No todas las serpientes son peligrosas!

Serpiente de trapo. Os proponemos hacer, en este caso, una serpiente de trapo, pero en el fondo podemos hacer cualquier animal siempre y cuando sepamos dibujar su silueta: una rana, una ballena …

Pero la serpiente es muy sencilla de hacer y divertida.

La primera parte es recomendable que la haga un adulto, ya que tendremos que recortar la tela y coserla.

Tomamos el retal de tela que hayamos conseguido y l plegamos por medio, dejando visible la parte interior de la tela.

Con un rotulador dibujamos la silueta de la serpiente.

Cosemos las dos caras de la tela, siguiendo la silueta que hemos dibujado, pero dejamos la parte final de la serpiente abierta (sin coser).

Recortamos la tela justo por la parte exterior del cosido.

Para la parte final que no hemos cosido, damos la vuelta a la serpiente, como si pusiéramos del derecho la tela.

Ahora ya pueden entrar en acción los niños o niñas llenando la serpiente con arroz con la ayuda de un embudo.

Vamos moviendo la serpiente para que el arroz entre bien en el interior.

Una vez esté llena, cosemos la parte final que habíamos dejado abierta.

Con un rotulador, dibujamos los ojos de la serpiente y ya la tendremos lista para jugar.

T'HA AGRADAT? COMPARTEIX 😉Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

MÉS INFORMACIÓ

Hacemos una serpiente con los niños

Más información

¿Qué necesitamos?

  • Un trozo de tela con un estampado vistoso
  • Hilo y aguja
  • Arroz

De un trozo de tela del sobrante, recortamos lun trozo en  forma de lengua de serpiente que coseremos en la parte de la cara.