La sopa fría del verano

El gazpacho es el plato estrella del verano, calma la sed y sus propiedades lo hacen un plato ideal para todos. Es un plato mediterráneo, y una fuente natural de vitaminas (A, C y E), sales minerales (potasio, sodio y magnesio), fibra y sustancias antioxidantes.

También se le llama la sopa fría. Su textura puede variar mucho en función de dónde se haga y de los gustos de los comensales. Desde una textura de puré hasta una textura más líquida. Hay niños a quien les encanta y otros niños a quien no les gusta, pero seguro que nos pueden ayudar a prepararlo.

gaspatxo

Se sirve bien frío y se puede acompañar con trozos de tomate, pepino, pimiento, cebolla o pan tostado. En algunos lugares lo acompañan con jamón serrano, aceitunas, huevo duro picado, o patatas fritas.

Nosotros proponemos un gazpacho que es rápido y fácil de preparar donde podemos hacer variaciones (añadir ajo, poner más o menos cantidad de un ingrediente etc … es importante adaptar el gazpacho al gusto de cada paladar)

Preparación

Cortamos los ingredientes en trozos pequeños. Lo trituramos todo, le ponemos sal a nuestro gusto … y lo ponemos en la nevera.

Cuando esté bien frío ya lo podremos servir.

Hay personas que les gusta el gazpacho con una textura fina y es por eso que antes de servirlo lo pasan por un colador chino.

 

T'HA AGRADAT? COMPARTEIX 😉Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

MÉS INFORMACIÓ

La receta del gazpacho

Ingredientes

  • 1/2 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1/2 cebolla
  • 1 pepino
  • 1 lata grande de tomate triturado
  • 1 rebanada de pan tostado
  • 2 vasos de agua
  • 1/4 de vaso de vinagre
  • 1/4 de vaso de aceite de oliva
  • Opcional: un par de dientes de ajo escalibados