PIMIENTOS DEL PIQUILLO RELLENOS DE BACALAO

Primer plato: ¡pimientos del piquillo rellenos de bacalao!

Los pimientos del piquillo rellenos de bacalao son una receta típica de nuestra gastronomía, ¡sobre todo para Navidad! Y es un plato que es perfecto para los niños, y también para los adultos, está claro, puesto que es sano a la vez que elegante y formal. Además, al ser una receta fácil de hacer, se puede contar con la ayuda de los pequeños. Así que… ¡A preparar sus delantales!

pimientos del piquillo rellenos de bacalao

Ingredientes

Para hacer los pimientos del piquillo rellenos de bacalao necesitamos:

  • 12 unidades de pimientos del piquillo
  • 400 gr de bacalao
  • 250 gr de cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 200 gr de pimiento verde
  • 2 cucharadas de nata
  • Un poco de sal

Esta receta la podemos acompañar de muchas salsas, a pesar de que la mejor es la bechamel. La podemos comprar o bien hacerla casera, que necesitaremos:

  • 50 gr de mantequilla
  • 50 gr de harina de trigo
  • 600 ml de leche
  • Nuez moscada
  • Un poco de sal
  • Pimienta negra



Paso a paso para hacer los pimientos del piquillo rellenos de bacalao

Antes que nada, nos tenemos que encargar del relleno de bacalao. En el caso de tener el bacalao entero, le sacamos posibles espinas, sacamos piel y cortamos en trocitos pequeñitos. Por otro lado, picamos la cebolla y el pimiento verde en trocitos y laminamos los dientes de ajo.

En una paella, vertemos un poco de aceite y cuando empiece a coger temperatura incorporamos estos ingredientes a fuego bajo para que se vayan haciendo. Cuando estén dorados, incorporamos la nata y bajamos un poco el fuego mientras vamos removiendo. Al cabo de unos 10 minutos ya lo podemos retirar. Y aquí hay dos opciones, o bien batirlo para que los niños no se encuentren ningún trozo, o dejarlo con los trocitos enteros. Desde Sortir amb nens recomendamos batirlo para que los niños no tengan problemas a la hora de comerlo.

Una vez tenemos esta masa del bacalao, cogemos los pimientos del piquillo y los rellenamos con una buena cantidad. En una bandeja apta para el horno, vamos colocando los pimientos rellenos.

Si escogemos hacer la bechamel casera, ahora es la hora de hacerla. Y es rápida y fácil. En una cazuela agregamos la mantequilla con la leche y vamos añadiendo la harina sin que empiece a hervir. Incorporamos la sal, la nuez moscada y la pimienta, que es opcional, y vamos removiendo hasta que vaya convirtiéndose en un tipo de crema.

Cuando tengamos la bechamel, la incorporamos por encima de los pimientos rellenos e incluso podemos agregar un poco de queso rallado. Lo dejamos al horno unos 15 minutos a 180 °C y cuando veamos que están gratinados los sacamos. Servimos, ¡y a comer!

 

➡  Mira como hacer champiñones rellenos AQUÍ